1. Inicio
  2. Magazine
  3. En el punto de mira
  4. Un barrio con estrella

Un barrio con estrella

Escrito por
Alessia Cisternino
, El
11/05/2018

El de San Antoni es probablemente uno de los barrios de Barcelona donde mejor se come. Allí, a escasos metros el uno del otro, encontramos seis locales que llevan la firma de los hermanos Albert y Ferran Adrià.

De las Tapas y el Vermut a las Causas peruanas, pasando por los Tacos mexicanos. Dar la vuelta al mundo a través de sus platos más emblemáticos sin apenas moverse de un pequeño barrio no es algo muy común. Si a esto añadimos que detrás de cada uno de esos platos están dos pesos pesados de la hostelería española como Albert y Ferran Adrià, este hecho poco común se convierte en extraordinario.

Todo empezó en enero de 2011 con la apertura de la coctelería 41º, el primer proyecto conjunto de los hermanos después de elBulli (que cerró en 2010 luciendo 3 estrellas MICHELIN).

En el local contiguo, ubicado en el número 164 de la Avenida del Paral.lel, pocos meses después abrió Tickets, restaurante que mezclaba la esencia bulliniana con las Tapas españolas concebidas como estilo de vida. Una propuesta que le valió en seguida y sigue valiéndole 1 estrella MICHELIN.

Esos dos locales dieron el pistoletazo de salida para convertir el Paral.lel barcelonés en una de las zonas más atractivas desde el punto de vista gastronómico.

A pocos pasos se encuentra un local de sabor tradicional cuyo nombre es toda una declaración de intenciones: Bodega 1900. El establecimiento, abierto en 2013 y recomendado por la guía MICHELIN, ocupa un edificio construido en ese mismo año y derrocha el encanto de los antiguos colmados. En la carta encontramos una selección de productos ibéricos, salazones, conservas caseras, ensaladillas rusas, aceitunas, anchoas… Todo lo necesario para acompañar un buen vermut, un ritual gastronómico que ha vuelto a estar de moda también gracias a esta apuesta de los hermanos Adrià.

En el número 54 de la Avenida Mistral la gran protagonista es la cocina mexicana. Aquí están ubicados tanto el restaurante de alta cocina mexicana Hoja Santa, al que la guía MICHELIN concede 1 estrella, como la bulliciosa taquería Niño Viejo, con una propuesta gastronómica más informal.

Sólo hay que cruzar la calle para saborear la cocina nikkei, que nace de la fusión entre la exuberancia de la cocina peruana y la austeridad de la japonesa. En el número 5 de la calle Lleida se encuentra Pakta, establecimiento donde brilla 1 estrella MICHELIN. En este restaurante podemos degustar platos icónicos de la cocina nikkei como el Ceviche o el Tiradito. Por cierto, el nombre del propio local es un guiño a la fusión gastronómica, pues en lengua quechua significa “juntos” o “unión”.

Gamba atemperada con jugo de sus cabezas, Espardenya fileteada con gel de su piel, Praliné de avellanas con maíz liofilizado. Son los platos que los inspectores de la guía MICHELIN recomiendan probar en Enigma, un restaurante al que la edición de 2018 premia con 1 estrella MICHELIN. Enigma recoge la herencia de 41º, que ya en su día pasó de ser una coctelería a ser, en las palabras del propio Albert Adrià, un “miniBulli”.

Se trata de la apertura más ambiciosa hasta la fecha del grupo elBarri, un local rompedor tanto en su decoración como en su propuesta gastronómica, que se articula en actos y espacios diferentes para culminar en el 41º, que cierra el recorrido.

Reservar a través de la página Web, algo recomendable en algunos de esos locales, se vuelve parte de la experiencia en el caso de Enigma. Al terminar la reserva, el comensal recibe las claves para acceder al local. El inicio de una experiencia en la que el misterio juega un papel fundamental.

 

FOTO: El Barri

Email