1. Inicio
  2. Magazine
  3. En el punto de mira
  4. Los grandes interioristas visten nuestra gastronomía

Los grandes interioristas visten nuestra gastronomía

Escrito por
María Moreno
, El
17/01/2017

Atraer al cliente hacia el interior de un restaurante es un trabajo más que sofisticado. Y es que, en el mundo de la restauración los interioristas tienen un papel que complementa a la perfección la labor de los propios chefs.

Todos los esfuerzos son pocos para arropar al cliente en una experiencia global de gastronomía y diseño, donde la ambientación estética y funcional es tan importante como la propia experiencia gastronómica.

¡Todo suma! Acústica, iluminación, distribución del espacio (tanto para los comensales como para los movimientos del servicio) así como los materiales que se emplean, son la combinación perfecta para crear un espacio gastronómico único. La búsqueda de la originalidad y la diferenciación es una opción en estos proyectos gastronómicos. De ahí, la importancia por conocer los verdaderos valores de cada cocina para diseñar espacios únicos, con personalidad y ADN propios.

Proyectos que dejan muy buen sabor de boca

En el triestrellado DiverXO (Madrid) el interiorista Lázaro Rosa-Violán ha sabido potenciar la personalidad del chef Dabiz Muñoz, creando un espacio original y elegante donde la experiencia sensorial es clave. La imaginación, la fantasía y la creatividad han conseguido convertir el restaurante en un espacio infinito y único.

Otro dream-team en lo que a interiorismo se refiere, es el que ha formado recientemente Lázaro Rosa-Violán con el chef Dani García, poseedor de dos estrellas MICHELIN, en el restaurante BiBo Madrid. Un local donde se ha realizado un alarde luminoso de lo más especial, buscando plasmar la personalidad de un cocinero con mucho carácter, la esencia de la singular cocina de BiBo y el concepto de una Andalucía refinada, cosmopolita y elegante.

Otra especialista en la búsqueda de la originalidad es la interiorista catalana Sandra Tarruella, creadora de espacios como el del restaurante Roca Moo (hotel Omm, Barcelona): cocina creativa de marcados sabores y originales presentaciones, dirigida por el chef Juan Pretel, galardonado con una estrella MICHELIN.

Tarruella también es responsable de un buen número de locales donde el diseño corre parejo con el arte de los fogones. Un ejemplo es el restaurante Can Jubany (Calldetenes), con una estrella MICHELIN, donde Nandu Jubany  y Anna Orte muestran una cocina actual de raíces tradicionales en un espacio amplio, funcional y con un carácter rústico tan marcado que siempre deja con ganas de más.

 

María Moreno es especialista en social media. Amante de la gastronomía y de los restaurantes con encanto donde disfruta compartiendo la buena mesa con amigos.

© Javi Stones

Email